Un día en la montaña

Todo es más sencillo de lo que parece: sólo necesitas disfrutar la música y bailar al ritmo de esta vida. Deja de ponerte obstáculos innecesarios. Esta carrera se gana dando todo por unos segundos. Aprecia a los tuyos y todo irá mejor. Relájate y deja de pensar tanto las cosas, sólo ve a ellas…

Antes de lo indicado, te rechazarán miles de espejismos y te llevarán por la sabiduría. Somos jóvenes al no rendirnos ante estos sentimientos de frustración.

Vuelvo a renacer en mis palabras, comienzo el tiempo de decisión. Todo se vuelve más claro. Esta noche me siento más liviano, mi alma deja de cargar a mis errores, sólo me queda ser feliz.

Mi mano abre la luz y el sol la atraviesa para alinear mis ideas. Me siento satisfecho de este día y doy gracias por escribir estas líneas que le hacían falta a mis ojos y a mi corazón. Camino en ellas porque las siento de verdad; salen porque son reales, y no me detengo, porque puedo dar más.

Me niego a seguir dormido con tantas ideas en la cabeza.

 Por José Luis Velazquez
© Todos los derechos reservados.

 

Un comentario Agrega el tuyo

  1. crisbarmai dice:

    te invito a visitar mi blog: habitantedelmarblog.wordpress.com

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s